¿Cómo gestionar una rabieta?

¿Cómo gestionar una rabieta?

En la infancia las rabietas es una fase normal en el desarrollo del niño, además de necesaria. Normalmente esta etapa se da entre los 18 meses y los 4 años ( o más ), en esta fase los niños aprenden a tolerar la frustración, a expresar y canalizar sus emociones negativas.

Las rabietas, son oportunidades que tenemos los padres para enseñarles habilidades emocionales que les ayudarán a ser adolescentes y adultos con madurez interna. Por qué si no les enseñamos esas habilidades emocionales, ellos continuarán utilizando las rabietas para expresarse.

No tratar las rabietas a tiempo puede acarrear que tengamos niños que no duden en utilizar el llanto, la manipulación e incluso la agresión para lograr lo que deseen. Estos niños si no aprenden a canalizar la frustración serán adultos que les costará gestionar sus decepciones.

¿Cómo te puede ayudar el coaching a canalizar una rabieta?

  • Te ayudará a averiguar que le pasa a tu hijo/a cuando tiene una rabieta. Una rabieta son unos sentimientos desbordados en los que el niño se siente frustrado/enfadado/ decepcionado.
  • El coaching te da las herramientas para acompañar a tu hijo/a con estos sentimientos desbordados para aprender a gestionar la frustración y la decepción.

¿Qué cambiará en ti ?

Tu papel como adulto será algo más que limitarte a castigarles, aislarlo en la habitación o ignorarlo por completo. A través del coaching conseguirás que el menor tenga un aprendizaje constructivo sobre su ser.

¿Cómo puedes ayudarle?

  • Reconoce sus sentimientos normalmente si tiene una rabieta es por uno de estos 3 motivos( es importante saber que le está pasando):
    • Tiene hambre/sed
    • Tiene sueño
    • Está aburrido

Le puedes decir frases como : «te entiendo estas enfadado/a por estas cansado»…. » te entiendo estas enfadado/a por que tienes hambre», de está manera el aprende a saber lo que le pasa y después sabrá como expresarse contigo.

  • Se han de poner limites, por ejemplo el niño esta enrabietado y te intenta pegar una patada, pues una frase tipo: «entiendo que estés enfadado/a pero en nuestra familia nadie pega a nadie». Lo que también te puede funcionar después de decirle la frase es distraerlo: «has visto por la ventana que ha pasado un avión».

 

Espero que os sea útil la entrada de blog de hoy y cualquier sugerencia/duda poneros en contacto conmigo en hola@veronicacoach.com

¿Quieres practicar alguna técnica más sobre el coaching educativo? (la primera sesión es gratuita, no pierdas la oportunidad!!!!)

RESERVA TU SESIÓN

About the autor:

Coach personal, blogger, youtuber. En constante crecimiento personal, amante de la lectura y siempre dispuesta a ayudarte.

Deje su comentario

¡NO PIERDAS LA OPORTUNIDAD!
Sesión Gratuita de Coaching
Apúntate ahora, y recibe una sesión de coaching completamente gratis. ¡Atrévete a cambiar!
Apúntate
close-link